Una camiseta o un pantalón son relativamente fáciles de lavar e higienizar, sin embargo cuando hablamos de pañales de tela hay que tener en cuenta que son prendas con muchas capas de tela cosidas.

Por este motivo es más difícil que llegue el detergente al interior correctamente y también que después se elimine adecuadamente el detergente de su interior. Has leído alguna vez esto de que en los pañales de tela a veces quedan «restos de jabón»? Pues el grosor de los absorbentes es la clave.

Cómo saber si tus pañales de tela tienen amoníaco acumulado?

  • Cuando le quitas el pañal a tu bebé huele a amoníaco, te pica en los ojos si te lo acercas un poco.
  • Cuando tu bebé hace un pipi, notas el olor a amoníaco en pocos minutos o incluso al momento, mientras tiene el pañal puesto.

Pero hay una excepción: Si tus pañales empiezan a oler a amoníaco tras bastantes horas en el cubo, es normal, sobretodo en verano con el calor, porque la orina se descompone deprisa.

Porqué ocurre esto?

  1. Estás utilizando jabón de pastilla tipo marsella, los pañales de tela tienen muchas capas de tejido y este tipo de jabones son difíciles de aclarar en una lavadora, quedan resíduos del jabón en la tela y probablemente, con ellos también restos de pis.
  2. Estás utilizando demasiada cantidad de detergente, cuando utilizamos demasiado detergente, aunque este sea específico para pañales de tela, durante el ciclo de lavado no consigue eliminarse de la tela y quedan resíduos, y ocurre al igual que cuando lavamos con jabón de pastilla.
  3. Sospechas que puede haber un alto nivel de cal en el agua que llega a tu casa? lo más sencillo es que llames a tu ayuntamiento y te confirmen el nivel de Carbonato de Calcio (CaCO3) en el agua de tu zona. En la web de Faqsa, explican que si el nivel es inferior a 7 de medida el agua se considera muy blanda, de 7 a 14 es agua blanda, de 14 a 32 es agua de dureza media, de 32 a 54: agua dura y si tiene más de 54 estamos hablando de agua muy dura. Esto es realmente importante, porque al igual que ocurre con el exceso de detergente y los jabones de pastilla, la cal se queda atrapada en los tejidos, acumulándose así suciedad y restos de orina, y es cuando comienzan los problemas de olores.

Cómo se soluciona el problema de amoníaco una vez instalado en tus pañales de tela?

Hay varias opciones:

  1. Hacer un lavado largo (con los pañales previamente lavados con tu detergente normal) sin ningún tipo de producto y a 60º. Recuerda verificar todas las etiquetas de tus pañales, para asegurarte de que se puedan lavar a esa temperatura. Con esto, conseguimos ablandar restos de detergente y eliminarlos, a la vez que se matan bacterias acumuladas, que suelen morir a esta temperatura.
  2. Otra opción es hacer una sopa de pañales de tela, es una forma más intensa de desincrustar detergente y restos de suciedad, además de desinfectar.
  3. Utilizar Rockin Green Funk Rock, inicialmente en un lavado más largo para poner a punto tus pañales, y después de forma regular para prevenir que los olores vuelvan. Esta es la opción más costosa económicamente, pero la más rápida de las que conozco.

Además seguir estas indicaciones, si tienes cal en el agua de tu zona, debes comenzar a utilizar antical en cada lavado, o si ya lo utilizabas, valorar aumentar la dosis.

Con estos consejos te será muy sencillo librarte de una vez por todas del amoníaco en los pañales de tela de tu bebé.

Con cariño,

Natalia

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.